3 ejercicios de atención plena para niños felices y conscientes

3 ejercicios de atención plena para niños felices y conscientes

Los ejercicios de atención plena para niños son una forma divertida de ayudar a los pequeños a adquirir hábitos conscientes, a relajarse, a ser más agradecidos, más amables y más felices.

Sin embargo, los ejercicios conscientes se deben hacer dejando de lado las expectativas. Si bien la calma y el desarrollo son efectos de la atención plena, el objetivo principal es darles habilidades para mantenerse presentes aquí y ahora.

No hay nada por lo que luchar, ninguna meta que lograr, solo estar consciente.

Para enseñar atención plena a los niños, debemos practicarla primero. Esta es la única forma de comprender cómo se manifiestan las emociones, cómo surge la distracción, conocer la esencia de la práctica para trasmitírsela a los niños.

Ejercicios de atención plena para niños

Enfría la pizza

Enfria la pizza ejercicio

“Enfría la pizza” es un ejercicio de respiración que enseña a los niños a ser más conscientes de sus sensaciones corporales y los ayuda a relajarse.

Dile al niño que respire por la nariz como si estuviera oliendo un trozo de pizza.

Luego, dile que deje salir la respiración por la boca, como si estuviera enfriando la pizza caliente.

Haz que el niño haga este ejercicio cuando está tranquilo.

Cuando esté enojado, nervioso o ansioso, recuérdale cómo puede relajarse y ser más consciente. Dile “enfría la pizza”.


Camina sobre hielo delgado

Camina sobre hielo delgado ejercicio

Este es un ejercicio de atención plena para niños que les ayuda a ralentizar sus reacciones para serenarse y mantener la consciencia en el momento presente, en el cuerpo y en los movimientos.

Dile al niño que simule que camina sobre hielo delgado y que debe moverse lenta y cuidadosamente.

Este ejercicio puede ser más divertido y se puede aumentar la consciencia de los movimientos fingiendo que eres un locutor de radio.

Dí cosas como: “Estás levantando lentamente la pierna derecha y volviéndola a colocar con mucho cuidado”.


Respira con tu amigo

Respira con tu amigo ejercicio

Este ejercicio de mindfulness para niños, llamado en inglés “Breathing Buddy” es una buena forma de enseñar a un niño a meditar.

Haz que el niño se acueste y que ponga sobre su vientre un animal de peluche.

Dile que respire en silencio durante unos momentos y que observe cómo su muñeco de peluche se mueve arriba y abajo con la respiración.

Anímale a descubrir otras sensaciones en su cuerpo.

Puedes decirle que imagine que los pensamientos que entra en su mente se convierten en burbujas y flotan.

Haz que vuelva a notar su respiración y el movimiento de su amigo de peluche.


Beneficios de los ejercicios de atención plena para niños

Los beneficios de estos ejercicios de atención plena para niños se explican por la forma  en que se desarrolla el cerebro.

Nuestro cerebro se desarrolla continuamente, pero las conexiones en los circuitos prefrontales se crean más rápido durante la infancia.

La atención plena beneficia las actividades que dependen de la capacidad del niño para mantenerse consciente:

  • Regulación emocional.
  • Control de los impulsos.
  • Capacidad para construir relaciones positivas.
  • Tolerancia, empatía.
  • Regulación del miedo.
  • Atención, concentración, aprendizaje.
  • Moralidad, compasión.
  • Positivismo, armonía, valoración.
  • Satisfacción, alegría, felicidad.

La atención plena promueve las destrezas que se controlan en la corteza prefrontal (el enfoque, el control cognitivo) y por eso tiene un gran impacto en el desarrollo de habilidades como el juicio, la autorregulación y la paciencia.

Pero además, les brinda herramientas para su autodesarrollo. Esto es, aumentar su capacidad de prestar atención, concentrarse en los estudios y en las tareas que realizan, así como motivar sus habilidades de observación, exploración y aprendizaje.

Un niño con atención constante puede trabajar durante más tiempo sin distracciones, le gustan los trabajos con mayor dificultad y tiene mayor capacidad para enfrentar sus fallos y errores sin sentirse frustrado.

Además, la meditación de atención plena para niños proporciona beneficios emocionales. Aumenta su capacidad de reconocer y valorar lo bueno, de ser positivo, de sentirse satisfecho y feliz.

8 razones por las que el CrossFit es beneficioso en niños y niñas

8 razones por las que el CrossFit es beneficioso en niños y niñas

El CrossFit es un tipo de entrenamiento compuesto por ejercicios funcionales, constantemente variados, ejecutados a alta intensidad. Es un programa de fuerza y acondicionamiento físico general, cuyo objetivo es incrementar el fitness. CrossFit se distingue por definir sus términos y por ser un programa observable, medible y repetible basado en datos. El método y la marca CrossFit son creación y propiedad de CrossFit Inc., una compañía dirigida por Greg Glassman.

De hecho, existe un programa específicamente diseñado para niños y jóvenes entre los 3 y los 18 años. El programa, denominado CrossFit Kids fue creado en 2004 por Jeff y Mikki Martin.

 

Vamos pues, a numerar estas 8 razones muy simples y que no siguen un orden determinado:

¿Por qué debería tu hijo/a practicar CrossFit Kids?

 

1. Confianza

El CrossFit y el deporte en general resulta muy beneficioso para reforzar la confianza y la autoestima de los niños en especial de aquellos más tímidos e introvertidos. La consecución de metas y el desarrollo de nuevas habilidades unido al refuerzo positivo de los entrenadores y el formar parte de una comunidad deportiva activa, es muy beneficioso para ellos.

2. Disciplina

El entrenamiento requiere de una disciplina por parte de los alumnos y es el entrenador el que poco a poco deberá ganarse la confianza de los niños para llevar las clases adecuadamente. Al tratarse de un tipo de entrenamiento en el que el entrenador está continuamente supervisando a los alumnos, éstos van adquiriendo poco a poco una disciplina deportiva que también se transfiere positivamente a la vida en el exterior del BOX.

3. Respeto

Una de las bases del crossfit es el respeto. La comunidad de un BOX no se mantendría saludable si se vulnera este principio básico. Este respecto es hacia otros compañeros y también hacia el propio entrenador. Los niños saben que deben hacer caso a las indicaciones de los coach y éstos exigirán su concentración y dedicación durante el entrenamiento.

4. Beneficios emocionales

Los beneficios del crossfit para los niños no se traducen en físicos únicamente. Como en otros deportes, por ejemplo, deportes de contacto, en el crossfit se desarrollan capacidades como el liderazgo, trabajo en equipo, capacidad de escuchar, superar distintos retos, etc.

5. Beneficios físicos

La mejora del rendimiento deportivo con la práctica del crossfit está fuera de toda duda. Aún así, es sorprendente ver la capacidad de mejora y el rendimiento que alcanzan los niños al poco de comenzar a practicarlo. El cerebro de los niños es como una esponja con ganas de hacer nuevas conexiones neurológicas y adaptaciones. La gran variedad de ejercicios y disciplinas que se engloban en este entrenamiento hace que se trate de un buen estímulo para ellos.

6. Mejor rendimiento académico

Múltiples estudios(en inglés) han demostrado que el ejercicio es beneficios para la mejora del rendimiento académico en edades escolares.

7. Camaradería

La cultura del CrossFit también se extiende para los entrenamientos en los niños. Un WOD no acaba hasta que acaba el último de los compañeros, así que ningún niño se queda atrás. Los niños aprenden a alentar y animar a sus compañeros para ayudar a terminar los WOD’s. Esta camaradería y sentimiento de comunidad es muy beneficiosa para la formación de una actitud correcta en los niños.

8. Aprenderán a valorar lo que haces

Si tu también practicas CrossFit, tus hijos aprenderán realmente a valorar el esfuerzo que supone tu entrenamiento. Una vez que han hecho algunos WOD’s y sienten lo complicado y duro que puede resultar terminar algunos WOD’s apreciarán mucho más tu trabajo en el BOX.

El deporte más adecuado para tu hijo según su edad

El deporte más adecuado para tu hijo según su edad

La mayoría de los padres están de acuerdo en la conveniencia de que su hijo o hija practique deporte, y acaban compartiendo la misma pregunta: ¿Qué deporte es el más adecuado? Existe un deporte para cada edad, para cada tipo de personalidad y para cada necesidad que tengan los niños.

Cada vez la elección de los deportes está menos marcada por el sexo de los niños, aunque existe una tendencia natural a que las niñas se decanten por la gimnasia rítmica o artística y los niños por el fútbol. Aún así, todo está cambiando, y tanto los niños como las niñas están compartiendo deportes.

El deporte más adecuado de acuerdo con la edad del niño

La elección de un deporte es una tarea que se debe hacer entre el hijo y sus padres. Es necesario, sobretodo, respetar el gusto y el interés de los pequeños, y jamás obligarles a que hagan algo que no les guste.

Niños de tres a cinco años de edad
Los niños de tres a cinco años de edad no deben hacer más de tres o cuatro horas de ejercicios físicos a la semana. Además es aconsejable que se pregunte a su pediatra antes de empezar a hacer cualquier deporte por si el niño pudiera tener algún problema respiratorio o físico. A esta edad, la actividad más recomendada es la natación, un deporte en el que se trabajan todos los aspectos importantes para el desarrollo del niño: coordinación, resistencia, disciplina, relación entre el esfuerzo y el resultado.

Niños de cinco a siete años de edad
A esta edad lo importante es que el niño o niña realice varios y diferentes deportes para que puedan elegir libremente después el que más le guste. La actividad que desempeñe a esta edad le dará una base importante de diferentes capacidades. Lo ideal sería que practicarán un deporte individual como puede ser la natación, la gimnasia deportiva o las artes marciales (taekwondo, judo, karate), y otro colectivo como fútbol, baloncesto,balonmano o voleibol.

Niños de ocho y nueve años de edad
Cuando los niños llegan a los ocho o nueve años, es el momento de pensar si tu hijo se divierte practicando un único deporte o, por el contrario, va a convertirse en todo un deportista de elite y empezar a competir en alguna disciplina. Todo dependerá de la opinión que tengan los niños, aunque prevaleciendo siempre lo que los padres consideren que es lo más adecuado para sus pequeños.

 

× Whatsapp Chat?